Monday, July 23, 2012

PODRÁN CORTAR TODAS LAS FLORES, PERO NO PODRÁN CORTAR LA PRIMAVERA


Muere en un accidente de tránsito Oswaldo Payá. ¿Por qué será que nadie se haya creído lo del accidente? Esta es la triste noticia que llegó desde La Habana la noche del 22 de julio

Me remito a una expresión cubana que dice: “Eso estaba canta´o”.   Payá molestaba mucho, había tomado mucha fuerza y prestigio internacional con el premio Sajarov y su propuesta al premio Nobel de la Paz. La misma suerte corrió Laura Pollán al ser inoculada con un virus mortal por una mujer durante una confrontación con “patriotas revolucionarios”. Pero las cámaras de muchos fotógrafos identificaron a la agresora que vestía de civil, aunque era oficial de la seguridad cubana dedicada al departamento dedicado a estudios bacteriológicos.  Al poco tiempo murió otro disidente con los mismos síntomas.

Son tan chapuceros que no cambian las cepas y los síntomas son muy parecidos. Laura enfermó de una forma inesperada   y días antes enseñaba su brazo con los síntomas que coinciden con pequeños pinchazos o picadas de mosquitos. El movimiento que dirigía tenía el premio Sajarov.

Recuerdo que el mismo Payá declaró que la disidencia tenía mucho miedo ir a los hospitales con síntomas de gripe u otra enfermedad no grave, porque estaba claro que no saldrían con vida. Ya hay muchos ejemplos.

A pesar de que la seguridad cubana publicaba una foto que decía que pertenecía al auto donde viajaba Payá con dos extranjeros y un dirigente cristiano, fuentes bien informadas han desmontado esa teoría porque al parecer se trata de otro vehículo. Los cubanos sabemos que los coches turísticos no tienen matrícula de color azul y el que mostraron no era de la empresa turística que ellos contrataron.  Son muy torpes, reitero. Y han querido adelantarse con informaciones que están trucadas y buscan lavar la cara del gobierno, aunque las manos están llenas de sangre.

Llama la atención que el oficialista periódico Granma haya publicado la versión “oficial” cuando en ninguno de los casos de los disidentes buscan justificar lo sucedido o por lo menos explicarlo. Esto los delata, dada la repercusión del prestigioso dirigente de la oposición cubana.

LA FAMILIA RECHAZA LOS HECHOS

La hija del Payá dijo que los que iban con él afirman que un camión lo embestía constantemente hasta sacarlo del camino. “Le querían hacer daño“. Por lo que para su hija Rosa María fue algo intencional.
“Así que pensamos que esto no fue un accidente, que le querían hacer daño y terminaron matando a mi padre”, añadió la mujer desde La Habana
Las acusaciones de la hija de Payá se sustentan en que semanas atrás, el referente de la disidencia cubana fue víctima de un choque, de acuerdo con el periódico Nuevo Herald.
El incidente sucedió en la localidad de La Gavina, a 22 kilómetros de Bayamo, en la zona oriental de la isla de Cuba, según confirmó a la agencia de noticias EFE un vocero del Centro de Prensa Internacional.
Payá viajaba en un auto rentado en compañía de tres personas. Dos de los acompañantes, un español y un sueco, fueron trasladados de urgencia a un hospital con heridas de gravedad.
El tercero, de origen cubano, falleció en el acto. Según las informaciones, se trataría del también opositor Harold Cepero.

LOS HECHOS

Minutos después de que comenzara a circular el rumor de la muerte, distintas versiones pusieron en duda que el accidente haya sido casual y sugirieron que podría tratarse de un ataque. También en twitter, el periodista Jacobo García indicó que la familia de Payá le dijo que semanas atrás había sido blanco de otro incidente similar. “Lo mataron”, le habrían asegurado.

Payá, de 60 años y reconocido con el premio Sajarov por su tarea como disidente, era una de las figuras más respetadas de la oposición local. Su iniciativa para reformar las leyes implantadas por el comunismo provocó una inusitada reacción del castrismo para declarar irrevocable su sistema político.
Payá fue nominado dos veces para recibir el premio Nobel de la Paz por parte del ex presidente checo Vaclav Havel.
“Esto es trágico para la familia y el movimiento por los derechos humanos y pro-democracia en Cuba”, dijo a la agencia Reuters Elizardo Sánchez, jefe de la Comisión Cubana para los Derechos Humanos. “Payá era considerado el líder político más notable de la oposición cubana”, agregó.
“Es una persona que aportó a la democratización de Cuba con su entrega a la causa”, dijo por su parte el disidente Guillermo Fariñas a la agencia AFP.
Su campaña para recolectar firmas para pedir reformas moderadas al Estado unipartidista de Cuba -denominado el Proyecto Varela- fue rechazado por el régimen del entonces presidente Fidel Castro como un complot de los Estados Unidos para minar su gobierno de cuatro décadas.
Cuarenta de los activistas de Payá, incluyendo a sus más cercanos asesores, figuraron entre los 75 críticos a Castro arrestados en una operación contra disidentes en marzo del 2003 y que recibieron sentencias de cárcel de hasta 28 años.
La cadena norteamericana CNN en español realizó un video sobre su vida.
Esta es la segunda pérdida que sufre la disidencia cubana en nueve meses, después de que falleciera por problemas de salud la fundadora y líder de las Damas de Blanco, Laura Pollán, el 14 de octubre de 2011.

VIUDA DE PAYÁ DESMIENTE VERSIÓN OFICIAL
Ofelia Acevedo, viuda del opositor, Oswaldo Payá Sardiñas, desmintió este lunes la nota oficial publicada por la prensa cubana en la cual se afirma que el accidente automovilístico en que perdió la vida su esposo y el militante del Movimiento Cristiano Liberación, Harold Cepero, se produjo cuando el conductor perdió el control del auto en que viajaban junto a otros dos extranjeros de visita en Cuba.
“Sabemos que un camión estuvo provocando que el carro se saliera de la carretera, y que los sacó de la carretera”, afirmó Acevedo en entrevista con el reportero de Radio Martí, Amado Gil. “Esta noticia la sabemos de afuera porque hablan los muchachos extranjeros que iban en el auto”, agregó.
El español Ángel Carromero, vicesecretario general del grupo Nuevas Generaciones del Partido Popular en Madrid y el sueco Jens Aron Modig, presidente de la Liga de la Juventud Demócrata Cristiana de Suecia (KDU), viajaban en el auto y ambos recibieron heridas leves en el accidente ocurrido en la localidad conocida como La Gavina, a 22 km de la ciudad de Bayamo, provincia de Granma
Acevedo dijo que Paya y Cepero viajaban en la parte posterior del auto como de costumbre, y aseguró que su esposo siempre se mantenía alertando al chofer, sobre cualquier dificultad en la vía, prestando la máxima atención.
“Te das cuenta que era muy difícil que en esas condiciones ellos cometieran una torpeza de ese tipo, que nadie se sale de la carretera si no lo empujan”, subrayó. “Te estoy diciendo lo que ellos contaron cuando llamaron afuera, que los sacaron de la carretera, ese es el hecho que a mí me cuentan de afuera”, indicó
Acevedo, dijo que Payá había sido amenazado de muerte en múltiples ocasiones por agentes del régimen castrista.
“Sabíamos que esto era algo que en cualquier momento podía suceder”, subrayó.
CUBA PODRÍA RETENER A EXTRANJEROS QUE VIAJABAN CON PAYÁ
Los dos extranjeros involucrados en el accidente de tránsito que el domingo le costó la vida al dirigente opositor, Oswaldo Payá Sardiñas, líder del Movimiento Cristiano Liberación y al miembro de esa organización, Harold Cepero, podrían permanecer retenidos en Cuba hasta que las autoridades esclarezcan las causas que lo motivaron.
“Hay que establecer primero quien venía manejando, y si se produjo alguna violación de las disposiciones de tránsito y los extranjeros no pueden salir del país hasta que eso se aclare”, afirmó desde La Habana,  la abogada y opositora Laritza Diversent “
El español Ángel Carromero, vicesecretario general del grupo Nuevas Generaciones del Partido Popular en Madrid y el sueco Jens Aron Modig, presidente de la Liga de la Juventud Demócrata Cristiana de Suecia (KDU), viajaban en el auto rentado que según las autoridades cubanas, “se impactó contra un árbol”, cuando el conductor perdió el control del vehículo.
Ambos recibieron heridas leves en el accidente ocurrido “en la localidad conocida como La Gavina, a 22 km de la ciudad de Bayamo, provincia de Granma”, dijo una nota publicada en el diario Granma.

“Si la investigación es seria debe abarcar también a la agencia que rentó el auto, en qué condiciones se encontraba ese vehículo, pero a fin de cuentas, aquí las cosas se hacen como quiere el gobierno”, agregó Diversent.
Carromero y Modig, recibieron el alta médica esta mañana del hospital de Bayamo, donde fueron atendidos tras el accidente.
Fuentes diplomáticas citadas por la agencia EFE, dijeron que el Cónsul General de España en La Habana, Tomás Rodríguez-Pantoja, quien se trasladó de inmediato a la ciudad de Bayamo, afirmó que Carromero sufrió una herida en la cabeza, está prestando declaración sobre las circunstancias del suceso.
El ministerio español de Asuntos Exteriores y de Cooperación dijo el lunes en un comunicado que el gobierno español “está recabando de las autoridades cubanas toda la información pertinente que permita conocer las causas de este accidente”.
Según “otras fuentes”, citadas por EFE, Carromero conducía el automóvil cuando se produjo el accidente.
La Oficina de Prensa de Nuevas Generaciones en Madrid, dijo a martinoticias.com que Carromero se encontraba de vacaciones y desconocían cuando comenzó su viaje a Cuba.
El viernes 20 de julio a las 11:49 PM, Carromero escribió en su cuenta de twitter, una frase que resultaría simbólica dos días después, para el movimiento opositor cubano: Podrán cortar todas las flores, pero no podrán cortar la primavera.
Fuentes: Reuter, EFE, AFP, agencias cubanas, Granma, Martí Noticias, Infobae.com, Univisión, caricatura Alfredo Pong, edición: El LagartoVerde.

No comments:

Post a Comment