Wednesday, October 24, 2012

CUBA ANUNCIA NUEVAS MEDIDAS PARA FLEXIBILIZAR EL REGRESO DE LOS EMIGRADOS "DIFÍCILES"

 

Una cubana muestra su pasaporte y el de su hijo al salir el martes de una oficina de inmigración en La Habana.
Cuba anunció este miércoles nuevas medidas migratorias que favorecen las visitas al país de personas consideradas por el gobierno como emigrados ilegales, médicos y deportistas que abandonaron misiones en el exterior desde los años 1990. “Se normalizará la entrada temporal al país de quienes emigraron ilegalmente después de los acuerdos migratorios de 1994 (con Estados Unidos)”, anunció el secretario del Consejo de Estado, Homero Acosta, en una comparecencia televisiva. -
El Nuevo Herald
Cuba anunció este miércoles nuevas medidas migratorias que favorecen las visitas al país de personas consideradas por el gobierno como emigrados ilegales, médicos y deportistas que abandonaron misiones en el exterior desde los años 1990.
“Se normalizará la entrada temporal al país de quienes emigraron ilegalmente después de los acuerdos migratorios de 1994 (con Estados Unidos)”, anunció el secretario del Consejo de Estado, Homero Acosta, en una comparecencia televisiva.
Las medidas se extienden a “profesionales de la salud y deportistas de alto rendimiento que abandonaron la misión, hicieron negativa de regreso o salieron ilegalmente del país posterior a 1990, si han transcurrido más de ocho años del hecho”, añadió.
El secretario del Consejo de Estado indicó que “se exceptúan de este tratamiento quienes salieron a través de la ilegal Base naval de Guantánamo, por razones de defensa y seguridad nacional”.
Acosta explicó que los acuerdos migratorios “contemplan que las personas que entren por la frontera de ese enclave militar (que mantiene Washington desde 1906), el gobierno de Estados Unidos debe entregarlos a las autoridades cubanas”.
“Si bien (Estados Unidos) ha entregado algunos en ocasiones, en otros casos no los han devuelto y en estos casos se impiden que regresen (de visita) para evitar un conflicto”.
Otra medida anunciada por Acosta fue “ampliar las causales de repatriación a quienes salieron del país con menos de 16 años y a otras personas por razones humanitarias, entre ellas quienes requieran regresar para hacerse cargo de familiares desvalidos en Cuba, o existan otras razones fundadas”.
El funcionario explicó que “el proceso de repatriación ha ido incrementándose en los últimos tiempos y muchas personas que actualmente tienen la condición de emigrados, por distintas razones, han estado regresando al país y han sido acogidos”.
Una nueva medida anunciada este miércoles fue la de “regularizar las visitas al país de los ciudadanos cubanos que emigraron de manera ilegal cuando eran menores de 16 años” sin exigir el término de los ocho años.
“Se trata de personas que no tenían voluntad (de emigrar ilegalmente), eran menores de edad y fueron arrastradas a esa aventura ilegal por mayores”, explicó.
Cerca de dos millones de cubanos emigraron desde 1959, cuando Fidel Castro llegó al poder, a 150 países, de los que el 85 por ciento reside en Estados Unidos.
El pasado 16 de octubre, el gobierno anunció una reforma a su política migratoria que elimina, a partir del 14 de enero próximo, el permiso de salida y la carta de invitación, dos de las principales restricciones en vigor desde hace décadas y cuya derogación es solicitada por la población desde hace años.
Acosta dijo que la flexibilización tuvo una buena acogida en la población, la prensa internacional y otros países, aunque rechazó un “enfoque que ha quedado como una matriz de opinión”, según el cual Cuba no permitía viajar a sus ciudadanos por asuntos personales, dando la imagen que el país era “una gran prisión o un gulag tropical”.
“A pesar de los dos mecanismos que ahora eliminamos —el permiso de salida y la carta de invitación—, cifras importantes de cubanos, incluidos graduados universitarios, han viajado al exterior y en su inmensa mayoría regresaron al país”, señaló.
Acosta precisó que entre el 2000 y agosto de 2012 se concedió el permiso de salida por asuntos personales “al 99.4 por ciento de los que lo solicitaron” y sólo fue rechazado el 0.6 por ciento.
En el período citado, 941,953 ciudadanos viajaron al exterior por motivos personales, de los cuales no regresaron 120,705, el 12.8 por ciento, dijo.
De los que viajaron, señaló, 156,068 fueron graduados universitarios -que requieren un permiso especial para viajar-, de los que no volvieron 17,153, el 10.9 por ciento.

No comments:

Post a Comment