Saturday, December 22, 2012

AY CUBA, CÓMO TE AÑORO

Los cubanos nos estamos extinguiendo

http://www.elfogonerovenegas.blogspot.com/
Cuba despedirá el 2012 con 84.000 habitantes menos que en 2011. Es un hecho, nos estamos extinguiendo. Aunque la revolución no era un proyecto de país para viejos, las generaciones envejecieron de manera prematura, una tras otra, a fuerza de fracasos y desencantos.
Hace unos días vi un pequeño video de un concierto de Silvio Rodríguez en un barrio marginal de La Habana. El trovador vestía de viejo y llevaba una gorra de guarapito (los ancianos que eran auxiliares de la policía en los pueblos). Los que se sabían las canciones en el público también eran mayores, muchos de ellos sin camisas y sin dientes.
Las imágenes de La Habana que recogen los noticiarios son igual de desoladoras: una ciudad en ruinas llena de ancianos ociosos. Aquellas preciosas muchachas que marchaban en las fotos de Korda, con los ojos llenos de esperanza y una sonrisa impecable, ahora son unas abuelas con un rictus insalvable.
La última imagen que conocemos de Fidel Castro se hizo en un campo de moringa. Lleva una camisa a cuadros (no sabemos si alguna Yumurí que ha sobrevivido) y un sombrero de escuela al campo. Parece un niño que juega, pero es un anciano que delira.
Cuando comenté en Facebook el dato del decrecimiento de la natalidad en Cuba, muchos reaccionaron. Alejandro Aguilar y José Manuel Fernández Pequeño coincidieron en una idea. “También nos estamos dispersando, enquistados en miles de puntos en el mapa mundial”, aseguró Alejandro.
Cuando cada uno de nosotros tuvo conciencia del lugar donde le había tocado nacer, creyó que moriría en él. Pero a la larga muchos acabamos largándonos. Era preferible que nuestros hijos procrearan en cualquier lugar que no fuera un país sin futuro.
Desde entonces la era pare corazones exiliados.

No comments:

Post a Comment