Sunday, March 24, 2013

DÉFICIT DE YOGUR PARA LA POBLACIÓN

Por Aimée Cabrera.

En el 2012 había inestabilidad con el yogur de bolsa que se vende de manera subsidiada a los niños y adolescentes. Este es el conocido como yogur de soya que a veces se vende a tres pesos la bolsa en los puntos de venta o en otros locales como cafeterías estatales.
Pero en el 2013 ha aumentado la carencia de este producto hasta en las tiendas recaudadoras de divisas donde la bolsa de yogur sin soya, natural o saborizado cuesta 0.70 centavos de CUC.
Es difícil encontrar yogur en estos días. Ni la muchacha del campo está viniendo. Es caro pero lo compramos en la shopping, porque es raro ver el de a tres pesos y hay que desayunar”- expresa una ama de casa.
El Complejo Lácteo de La Habana necesita piezas de repuesto para que trabajen las tres líneas de yogur de soya. Otra problemática es la concerniente a la calidad de la leche, así como la eficiencia para trabajar dicho producto.
El Complejo Lácteo solo cumplió su producción de yogur al 82% el año pasado y en el 2013, a pesar de que persisten las situaciones adversas, el plan es superior, lo que hace suponer que los resultados finales no sean exitosos.
El director del Grupo Empresarial de la Industria Alimentaria (GEIA) admitió además que las condiciones alimentarias del colectivo de trabajadores del Complejo no es buena ya que “tienen la categoría de esfuerzo medio” y la ración de comida no es satisfactoria pero se tratan de “encontrar algunas soluciones” al respecto.
Por su parte, el secretario general del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Industria Alimentaria y la Pesca comentó como estas irregularidades en el orden laboral repercuten de forma negativa en los salarios de los trabajadores.
En esta fábrica se elaboran mantequilla y yogur de mejor calidad que se vende en la moneda convertible o se envía para las instalaciones turísticas pero no satisfacen la demanda.
Como colectivo, quisieran producir suficiente yogur de soya para venderlo liberado como sucede en otras provincias pero aún no han resuelto cumplir con lo estipulado, por razones que son ajenas a los obreros del Complejo Lácteo de La Habana.

Fuente.
Optimistas, pero con los pies en la tierra, Gabino Manguela, Trabajadores, Nacionales, 11 de febrero, p.3

No comments:

Post a Comment