Thursday, August 29, 2013

EN BRASIL SE ABRE INVESTIGACION SOBRE LA CONTRATACIÓN DE MEDICOS CUBANOS

La manera en que recibirán su salario los profesionales, a través del Gobierno de la Isla, está en el punto de mira.

La fiscalía laboral de Brasil abrió el miércoles una investigación sobre la contratación de alrededor de 4.000 médicos cubanos para trabajar en comunidades pobres o remotas, ante la posibilidad de que sus condiciones no cumplan las exigencias de las leyes laborales del país suramericano, reporta la AP.
Bajo la mira del Ministerio Público del Trabajo (fiscalía laboral) está el programa gubernamental Más Médicos, que pretende contratar 10.000 galenos para ir a áreas donde más faltan profesionales de la salud. Para suplir la carencia de profesionales brasileños que se adhirieran al programa, el Gobierno abrió la puerta para que extranjeros pudieran participar.
La llegada de los profesionales cubanos y de otros países provocó airadas reacciones de organizaciones médicas brasileñas que cuestionaron la capacitación de los extranjeros para atender a la población local y reclaman que lo que falta para mejorar la atención en áreas remotas es mejor infraestructura.
El fiscal a cargo de la investigación, Sebastiao Caixeta, consideró que el programa refleja un esfuerzo del Gobierno por cumplir con la Constitución, que garantiza el derecho a la salud para todos, pero sostuvo que al hacerlo también debe contemplar otros principios constitucionales.
"La iniciativa del Gobierno de buscar siempre la atención a la salud debe ser hecha con la vigilancia de otros valores constitucionales involucrados", expresó Caixeta, citado por un comunicado del Ministerio Público del Trabajo.
Uno de los puntos que serán evaluados es el hecho de que Más Médicos fue promovido como un programa de formación de profesionales, por lo cual ofrece como retribución una beca de 10.000 reales (4.300 dólares) mensuales.
Sin embargo, los cubanos contratados tienen maestrías y hasta doctorados en Medicina y sus funciones son incorporarse como profesionales del Sistema Único de Salud, la red pública de atención médica, por lo que no tiene sentido contratarlos con una beca.
Además, el fiscal citó el hecho de que el contrato con los cubanos fue realizado entre los Gobiernos de Cuba y Brasil a través de la Organización Panamericana de la Salud en condiciones que el salario es pagado al Gobierno cubano que entrega al médico entre el 25% y el 40% del valor.
"Tenemos que investigar más esa triangulación", declaró Caixeta, quien anunció que el viernes comenzarán las investigaciones con la convocatoria de representantes de los ministerios de Salud y Educación, responsables del programa.
Entre tanto, cinco comisiones del Senado celebrarán en los próximos días una audiencia pública para discutir la contratación de los cubanos, con participación del ministro de Salud, Alexandre Padilha, y del representante de la Organización Panamericana de la Salud en Brasil, Joaquim Molina.
La senadora Ana Amelia Lemos, quien propuso la sesión, dijo que la sociedad brasileña debe saber por la organización internacional que medió en la contratación, los valores que serán pagados al Gobierno y los médicos cubanos, así como la forma en que serán realizados los pagos.
En la ciudad nororiental de Fortaleza, médicos brasileños protestaron el lunes contra los profesionales cubanos que llegaron a una universidad local para iniciar su preparación para trabajar en el interior del país.
Los cubanos fueron insultados con gritos de "esclavos" y llamados a abandonar Brasil.
La presidenta Dilma Rousseff dijo el miércoles en una entrevista con una radioemisora de la ciudad de Belo Horizonte, que las manifestaciones contra los cubanos reflejan "mucha incitación al prejuicio y a la xenofobia".

No comments:

Post a Comment