Thursday, January 30, 2014

ALGUNOS LIBERADOS, OTROS SIGUEN PRESOS

Liberado el abogado Viezant Boloy, uno de los responsables del foro paralelo a la CELAC

Manuel Cuesta Morúa, líder del Partido Arco Progresista, continúa detenido.
Manuel Cuesta Morúa y Livio Fernández Ruiz continúan detenidos, según fuentes de la disidencia interna.
El abogado independiente Veizant Boloy, uno de los responsables de la organización del foro sobre derechos humanos que opositores planearon celebrar de forma paralela a la cumbre de la CELAC, fue liberado el miércoles por la noche, informó a través de su cuenta en Twitter su esposa, Yaremis Flores.
Mientras, continuaban detenidos los activistas Manuel Cuesta Morúa y Livio Fernández Ruiz, dijo el activista Juan Antonio Madrazo.
Boloy "estuvo incomunicado por casi 72 horas", dijo Flores, también abogada independiente. "Le dijeron: 'No te daremos ninguno de tus derechos'", afirmó la activista en su cuenta en Twitter, después de hablar con su esposo.
Añadió que "en un calabozo oscuro, un 'seguroso' pretendía obligarlo a quitarse la ropa", pero Boloy "no lo permitió". Al final solo le practicaron un cacheo, dijo.
Según Flores, quien se dedica a recopilar denuncias sobre violaciones de derechos humanos y enviarlas a organizaciones internacionales, un mayor, que se identificó como Ángel, le dijo a Boloy: "Lo del evento paralelo es una provocación, te estas pasando".
"Tratos crueles y degradantes (…) para demostrar que no importa la ley. ¿Es ese el estado de derecho que promueve" la cumbre de la CELAC en Cuba?, preguntó Flores.
"La libertad no se pide, se ejerce. Tenemos derecho a reunirnos y asociarnos. No más operación limpieza en Cuba, basta de represión", dijo por su parte la también abogada independiente Laritza Diversent.
"Operación limpieza" es el nombre que ha dado la oposición a la oleada represiva desatada por el régimen para impedir el Foro Democrático en Relaciones Internacionales y Derechos Humanos, organizado por el Centro para la Apertura Democrática en América Latina (CADAL), con sede en Argentina, y las organizaciones opositoras cubanas Arco Progresista, Comité Ciudadanos por la Integración Racial y Nuevo País.
Según la Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional (CCDHRN), al menos 16 activistas permanecían detenidos en estaciones policiales y otros ocho estaban bajo arresto domiciliario el miércoles.
Como parte del operativo para impedir el foro, el régimen expulsó de la Isla a Gabriel Salvia, director de CADAL, a su llegada al aeropuerto internacional de La Habana.

No comments:

Post a Comment