Friday, June 8, 2018

OPOSITORA DEJA LA HUELGA POR UN PLANTON EN PLACETAS

Arianna López deja la huelga de hambre por un plantón desde el portal de su casa


Arianna López Roque y su esposo Mitzael Díaz Paseiro. (martínoticias)
La opositora cubana Arianna López Roque dejó una huelga de hambre que realizó durante tres días para continuar con "un plantón" desde el portal de su casa para protestar porque la Seguridad del Estado le ha prohibido durante un año la visita en prisión a su esposo, el opositor Mitzael Díaz Paseiro, informó Martí Noticias.
El matrimonio pertenece al Frente de Resistencia Cívica Orlando Zapata Tamayo.
Díaz Paseiro cumple una condena de tres años en la prisión de Guamajal, en Santa Clara. Fue condenado en noviembre de 2017 por el tribunal Municipal de Placetas por el delito de "peligrosidad social predelictiva".
"Yo me mantengo, aunque he pasado de la huelga de hambre al plantón, con las mismas exigencias que inicialmente tuve en el plantón que hice frente a la prisión con mis dos niños", dijo la opositora al programa Cuba Al Día, de Radio Martí.
López Roque había iniciado la huelga de hambre el pasado viernes y la depuso el lunes tarde para iniciar el plantón en el portal de su casa. Explicó que cambió la forma de protesta "para proteger la seguridad psicológica y emocional" de sus hijos.
Además se refirió a "las provocaciones" que sufrió frente a la prisión el pasado viernes, incluyendo "llamadas telefónicas amenazantes" contra los hijos.
"El lunes, por cuestiones estratégicas, pasé de la huelga de hambre al plantón permanente", afirmó. Además de esta protesta dijo que está realizando "otras acciones como el desafío cívico", incluyendo el uso de ropa al revés con letreros exigiendo justicia y la libertad de su esposo.
López Roque dijo que la Seguridad del Estado y la oficialidad del penal le impiden visitar al esposo después que ambos denunciaron que la bandera cubana estaba siendo ultrajada en esa prisión.
Esta no es su primera protesta. En enero pasado realizó una huelga de hambre de 13 días para exigir a las autoridades del penal Pre-Tensado, en Villa Clara, que respetaran los derechos carcelarios de su esposo, detenido entonces allí.
"No se puede hablar con mafiosos al servicio de una dictadura de compromiso porque ellos no conocen el significado de la palabra respetar, ellos no respetan niños, no respetan acuerdos, no respetan nada. Ellos prometen, prometen y al final nada cambia", expresó.
Además está exigiendo que su esposo reciba atención médica.

No comments:

Post a Comment